U.S./El Salvador Report 6/26/10

Producer/Host: Kathleen March, University of Maine

Transcript:
Hello.  This is Kathleen March. Welcome to WERU’s US-EL Salvador report.  This week we discuss the archaeological artefacts that were found in the US and returned to El Salvador as part of its patrimony.  The report is prepared by the University of Maine in collaboration with Radio Sumpul and US-EL Salvador Sister Cities.
Hace unos días la Embajada de los Estados Unidos llevó a cabo la devolución oficial a El Salvador de cuatro piezas arqueológicas de un total de 13 que fueron decomisadas en territorio estadounidense en 2008.  Las piezas incluyen una vasija del periodo Clásico Tardío que pertenece, según los expertos, a la tradición de la cerámica de la zona oeste y central del país. También hay un fragmento de figura cerámica que representa una cabeza femenina del periodo Preclásico Medio (900-500 a.C.). Esta pieza posee los típicos ojos llamados “grano de café”, con la nariz y la boca doblemente perforadas.  Otro de los objetos que se ha devuelto es un pito del estilo Cotzumalhuapa, también del periodo Clásico Tardío, y con la forma de un hombre-loro. El cuarto artefacto es un fragmento de Cotzumalhuapa que representa a una mujer con un tocado y una falda campaniforme.
Las piezas fueron detectadas e incautadas mientras estaban siendo traficadas por correo postal, después de haber sido compradas por medio del internet. Fueron interceptadas cuando eran transportadas hacia el estado de Alabama por un funcionario del Servicio de Inmigración y Aduanas de EE.UU. (ICE por sus siglas en inglés – Immigration and Customs Enforcement).  La ICE abrió una investigación en colaboración con la PNC (Policía Nacional Civil de El Salvador) y la Interpol, en varias ciudades. Los culpables del delito fueron un hombre y una mujer que comerciaban piezas mayas precolombinas en sitios como E-bay y las vendían a clientes en países como Japón, Inglaterra y Francia.
Las piezas devueltas estarán bajo la custodia del Museo Nacional de Antropología “David J. Guzmán” (o MUNA) de El Salvador. “Durante décadas los saqueos y el tráfico ilícito fueron el detonante de toda una serie de pérdidas patrimoniales. Esto generó una herida profunda en nuestras raíces”, comentó el secretario de cultura, Héctor Samour.  Este funcionario también ha dicho que en la actualidad hay muchas piezas puestas a la venta en algunos de los países del mundo y afirma que “este hecho ha desangrado nuestras raíces”.
Ya unos meses antes, Estados Unidos y El Salvador habían acordado prorrogar su acuerdo con el fin de proteger piezas de arte y otros artefactos precolombinos, evitando robos y saqueos de este tipo.  En un comunicado, el Departamento de Estado informó que “al prorrogar este acuerdo, Estados Unidos demuestra su continuo respeto por el patrimonio cultural de El Salvador y su inquietud por la pérdida irreparable de conocimientos sobre la historia de la humanidad”.  La cooperación fue iniciada en 1995, cuando El Salvador solicitó implementar una convención de la UNESCO sobre el tema.  Estados Unidos ha afirmado que “reconoce que el patrimonio cultural salvadoreño corre peligro de saqueo” y que ese acuerdo permitía “la imposición de restricciones para la importación de ciertos artefactos arqueológicos que daten aproximadamente del año 8000 aC hasta el 1550 dC, incluyendo objetos hechos de cerámica, metal y piedra”.  Los artefactos que han sido confiscados en suelo estadounidense datan de entre 300 y 900 dC.  El MUNA abrirá un centro para la restauración de cerámica precolombina en cooperación con Italia.  Dice la jefa de restauración Leticia Escobar: “Es importante la creación del centro ya que en Centroamérica no hay muchas opciones en cuanto a esa rama y el país necesita expandir ese conocimiento y educar para que nuestro patrimonio esté bien conservado, ya que los pueblos que lo conservan abren buenas expectativas a la restauración y al turismo”.  Según un visitante al museo: “Cosas así son las que necesitamos los salvadoreños para conocer más sobre nuestros antepasados. Estaremos pendientes para cuando exhiban las piezas que se vayan a restaurar”.  Un proyecto similar con la entidad Cooperación Italiana se realizará en Izalco, departamento de Sonsonate.
This has been Kathleen March with WERU’s US-EL Salvador report.  We have just discussed the archaeological artefacts that were found in the US and returned to El Salvador as part of its patrimony.  Our report was prepared by the University of Maine in collaboration with Radio Sumpul and US-EL Salvador Sister Cities.
Be Sociable, Share!